VÓMITOS EMBARAZO + JENGIBRE

Las náuseas se calcula que afectan a un 75-80% de las mujeres embarazadas durante el primer trimestre de embarazo, mientras que los vómitos afectan alrededor de un 50%. Suelen ser de mayor intensidad durante las primeras semanas, y posteriormente, remitir tras las 16 semanas de gestación; aunque en algunas mujeres perduran hasta el final del embarazo.

La etiología de la hiperemesis gravídica es desconocida, aunque diferentes causas han sido propuestas: Niveles elevados de Beta-hCG y estrógenos, la “masa placentaria” (las mujeres con embarazos múltiples o enfermedad trofoblástica presentan con mayor frecuencia sintomatología de nauseas y vómitos), factores psicológicos y factores familiares (mujeres que tienen madres o hermanas que hayan presentado nauseas y vómitos tienen más probabilidad de presentarlas).

En pacientes con sintomatología leve de nauseas y vómitos que son reticentes a los tratamientos clásicos farmacológicos existen alternativas no farmacológicas con estudios que han demostrado su efectividad.

La utilización de jengibre parece ser un tratamiento no farmacológico efectivo y seguro para el manejo de las náuseas y vómitos del inicio del embarazo, sobre todo en las primeras semanas de gestación.

Durante el embarazo se recomienda una dosis de 750mg a 2gr al día, preferentemente repartidos en varias dosis. La recomendación general es no superar los 2gr de rizoma al día. La posología más empleada es la de 1gr al día de rizoma desecado o la equivalente en extracto, separado en 4 tomas de 250mg. Su efecto terapéutico suele aparecer a partir del tercer al séptimo día de uso.

El rizoma de jengibre puede utilizarse en infusión, en seco o preparados a base de rizoma pulverizado.

Escuela de Farmacia (La formación más avanzada orientada a la oficina de farmacia)

GM&Farma (Optimizamos farmacias, desarrollamos personas)

#edf #gmfarma #escueladefarmacia #carolinatejera #farmacia #formacion #consultoria #coach #cursos #atencionfarmaceutica #marketing #gestion

Anuncios